11
May
2018
0

Acumuladores e interacumuladores para consumos especiales de ACS

Cuando se tienen grandes necesidades de agua caliente sanitaria y se dispone de una instalación de energía solar térmica, la solución más recomendable es instalar un acumulador o un interacumulador.

Estos dos tipos de depósitos están pensados para aprovechar al máximo la energía solar, acumulándola en aquellos momentos del día en que la radiación es mayor, con el fin de usarla más adelante, cuando sea necesario.

Los acumuladores son depósitos que sirven únicamente para acumular el agua ya caliente con ayuda de un sistema de intercambio externo, mientras que los interacumuladores, además de acumular el agua, la calientan para su uso gracias a que disponen de un intercambiador interno (al cual se debe conectar una fuente de calor externa).

En Ferroli disponemos de acumuladores e interacumuladores desde 80 litros hasta 500 litros. Para grandes consumos de agua caliente sanitaria, se recomienda una caldera mural de sólo calefacción + un interacumulador externo, o si esa demanda es algo más pequeña calderas con interacumulador incorporado en la propia caldera (en este caso, los volúmenes de estos interacumuladores suelen estar entre los 50 y 150 litros).

A la hora de elegir un interacumulador, hay que analizar estos 3 aspectos fundamentales:

– El tipo: existen dos tipos principales de interacumuladores, los de doble envolvente y los de serpentín interior. Los interacumuladores con un serpentín adecuado suelen ser más eficaces porque aprovechan al máximo el efecto de estratificación, aumentando el número de litros disponible a temperatura de consumo y evitando las oscilaciones en la temperatura de salida del agua caliente.

– El material con el que está fabricado: acero inoxidable, vitrificado, al carbono, etc. En función del diseño de la instalación y de la calidad de agua de la zona será más adecuado uno u otro.

– El tamaño: tiene que corresponderse con el de los captadores y, sobre todo, con la demanda de ACS porque si es demasiado pequeño se desperdiciará parte de la energía obtenida y si es demasiado grande no lograremos alcanzar las temperaturas adecuadas de funcionamiento.

En Ferroli disponemos de un interacumulador con serpentín de alto rendimiento: ECOUNIT F 1C.

Se trata de un interacumulador vertical con gran superficie de intercambio y un tratamiento vitrificado en altísima calidad, a 860ºC.

  • También dispone de:
  • Ánodo de magnesio.
  • Termómetro (excepto en los modelos de 400 y 500 litros).
  • Resistencia eléctrica (1.500 W).
  • Toma de recirculación para ACS.

Este tipo de interacumulador se instala en el interior y, además de trabajar con energía solar térmica, es compatible con instalaciones de aerotermia, concretamente con nuestras bombas aerotérmicas RVL I PLUS E.

En cuanto a las calderas, en Ferroli disponemos de un amplio catálogo de calderas murales a gas de solo calefacción desde 25 kW. Destacamos la gama BlueHelix Tech A de alta eficiencia energética, con modelos de 26,5 kW y 34 kW especialmente diseñados para trabajar como apoyo a los sistemas de energía solar térmica en combinación con el interacumulador ECOUNIT F 1C.

Estas calderas de condensación tienen grandes ventajas:

  • Proporcionan hasta un 20 % de ahorro de gas.
  • Disponen de ventilador modulante y cámara de premezcla.
  • Ofrecen la posibilidad de conexión de una sonda exterior y un cronocomando Ferroli para conseguir un 15% de ahorro extra.

Y es que ¡a grandes necesidades, grandes soluciones!

También te puede interesar

Diferencia entre “equipo split” y fancoil
Termos eléctricos y segundas viviendas
Agua caliente sanitaria: máximo confort y seguridad
Agua caliente sanitaria con energía solar

Deja un Comentario